Definitivamente, #otroMundoEstáenMarcha

Contaba alguien el otro día que El Informe Lugano le cambió la vida. A mi también. Por eso asistí con mucha emoción a la conferencia que Susan George dio en Madrid el pasado miércoles dentro del encuentro #OtroMundoEstáenMarcha.

Fueron dos jornadas muy intensas en el maravilloso espacio del Hub Madrid (si no conocéis este espacio, os aconsejo visitarlo) donde expertos y gurús de la izquierda, ONG, activistas y demás movimientos sociales de todo el mundo (vino gente de República Dominicana, Perú, Bolivia, Ecuador, Brasil, Angola) se juntaron para hablar de alternativas al modelo capitalista injusto en el que vivimos.

No creo que sea el momento ahora de hacer un resumen sesudo de las ponencias, en breve estoy segura que al Plataforma 2015ymas, organizadora del encuentro, pasará las ponencias y los videos que resumen el encuentro. Pero si contaros que, ante mis ya cínicos y autocríticos ojos, me quedé con una mirada nueva y más ilusionada, sobre las alternativas. ¡Qué si son posibles!

Las teorías del buen vivir, la inteligencia colectiva,  las redes más amplias y organizadas, la resistencia pacífica de ese 99% que somos, los medios alternativos, las experiencias latinoamericanas de lucha o la propuesta de bienes comunes globales nos conducen a un desarrollo humano que no tiene (y no debe) suponer crecimiento en marcha.

¿Y por qué si el problema es global no hay un movimiento global contra esto? le preguntan a Susan George en La Marea, con motivo de su visita al encuentro.

“Es demasiado pronto todavía. Estamos construyendo una Europa nueva a partir de la “Cumbre Alter”, que creo que ya es un avance notable. Aquí se juntarán sindicatos, organizaciones no gubernamentales, movimientos sociales ecologistas, feministas… varios grupos de personas que están involucradas en tratar de cambiar las cosas desde un punto de vista u otro. Y estos se unen en una plataforma común. Es un avance muy esperanzador porque hay que acabar con las fronteras entre países, pero un movimiento mundial creo que es prematuro. Me gustaría ver uno”.

Pues ya sabemos, a construirlo colectivamente.